Un novedoso producto reduce los desechos orgánicos que se acumulan día a día en las explotaciones ganaderas mientras elimina los malos olores.

El Parque Científico de la Universidad de Salamanca es el lugar en el que se ubica Ficosterra, una empresa original de Burgos, cuya actividad pone solución a los malos olores que originan los desechos orgánicos de las explotaciones ganaderas. Como indica el reportaje publicado por el diario La Gaceta de Salamanca, esta empresa ha ideado un producto que ha conseguido trasladar los principios del mar a la tierra, debido a la gran carga de microorganismos que se pulverizan sobre los purines y los restos de camas del ganado acelerando la eliminación de los residuos y reduciendo los olores.

La empresa presentó su actividad en la Feria Agropecuaria de Castilla y León, Salamaq, a cargo de su director general, Luis Lombana.

 

Escrito por Juan M. Corchado

Catedrático en el Área de Ciencias de la Computación e Inteligencia Artificial de la Universidad de Salamanca. Director del Grupo de Investigación BISITE // Full Professor in Area of Computer Science and Artificial Intelligence at University of Salamanca. Director of the BISITE Research Group