La convocatoria “Retos Colaboración”, del MINECO, implica a los investigadores de la Universidad con las compañías en el desarrollo de productos reales.

La actividad de los científicos de la Universidad de Salamanca es cada vez mayor, a juzgar por las convocatorias a las que se presentan, lo que supone una importante fuente de ingresos para los grupos de investigación, además de servir para crear vínculos entre las empresas y las universidades, como señala este artículo publicado por La Gaceta en su edición de hoy.

Esta cooperación es el objetivo por ejemplo, de la convocatoria “Retos de Colaboración”, del Ministerio de Economía y Competitividad (MINECO) cuyo fin es crear nuevos productos y servicios. Si hablamos de datos, la Universidad de Salamanca ha conseguido triplicar la financiación obtenida del Ministerio de Economía y Competitividad por esta vía, ya que , como dije en este blog, las iniciativas planteadas por Salamanca obtuvieron más de 5 millones de euros a los que hay que sumar 1.4 millones de ayudas a la Universidad. Una cantidad bastante superior a la obtenida en 2015, cuando la financiación fue de 2,5 millones y la ayuda a la Universidad alcanzó los 212.000 euros.

El artículo de La Gaceta hace referencia a las empresas ubicadas en el Parque Científico así como a grupos de investigación  que desarrollan proyectos dentro de este tipo de convocatorias. Es el caso de la colaboración entre Iberdrola y el Centro de Láseres Pulsados, o del Grupo Antolín con el departamento de Química-Física de la Usal  y la Universidad de Castilla La Mancha, por ejemplo.

investigadores_gaceta

 

Descargar en pdf

Escrito por Juan M. Corchado

Vicerrector de Investigación y Transferencia - Universidad de Salamanca // Vice President for Research and Technology Transfer - University of Salamanca